LA COMISIÓN DIRECTIVA HOSPITAL DE CLÍNICAS DE LA UNIVERSIDAD DE LA REPÚBLICA EN SESIÓN ORDINARIA DE FECHA 3 DE MARZO DE 2022,


Número
Fecha
4
03/03/2022 13:00




    (Exp. Nº 151600-510028-21 ) - VISTO: Que la funcionaria Mariana Lilian Ayres Piriz, C.I 1.947.200-4, Especialista Superior III – Auxiliar de Enfermería, Escalafón y Subescalafón D.3.14, Grado 7, 36hs, Cargo Nº13335, ingresó a trabajar en la Institución el día 12 de julio de 2021, en División Enfermería, encontrándose dentro del período del provisoriato.
    RESULTANDO: I) Que surgen diferentes informes y comunicados de División Enfermería y División Recursos Humanos, dando cuenta de que la Sra. Ayres ha trasgredido el deber funcional de asistencia y puntualidad, en mérito a haber cometido 6 (seis) faltas sin aviso y 5:30 horas de impuntualidad.
    II) Que se realizó la instrucción del expediente de referencia y una vez finalizada la misma se elaboró informe letrado primario donde se concluyó que:
    “I) Es indudablemente una potestad de la Administración el ejercicio de resolver sobre la permanencia o no de un funcionario dentro del período de desempeño provisional, acorde a lo establecido en el el Art. 5 del Estatuto de Los Funcionarios No Docentes.
    II) En orden a los motivos, los antecedentes administrativos documentados e incorporados permiten determinar que, debido a la falta al deber de asistencia y puntualidad en que ha incurrido en el período de prueba la funcionaria Mariana Lilian Ayres Piriz, C.I 1.947.200-4, la misma no tiene el nivel de desempeño adecuado al cargo que requiere la Institución. Por lo expuesto, a criterio del diciente, existen elementos para determinar que la funcionaria sea separada del cargo por decreto fundado.
    III) De acuerdo a lo preceptuado por el art. 66 de la Constitución, corresponde dar vista del presente informe y de todas las actuaciones de este expediente a la funcionaria por el término de 10 días hábiles, a efectos de que produzca sus descargos si lo estimare oportuno.”
    III) Que del informe de referencia así como de todas las actuaciones, se confirió vista a la Sra. Ayres por el término de diez días hábiles, siendo notificada con fecha 28 de diciembre de 2021. Dentro del plazo de referencia, la funcionaria no evacuó la vista conferida. En virtud de ello se elaboró un segundo informe, que ratifica en todos sus términos lo expuesto en el primer informe.
    CONSIDERANDO: I) Que surge probado que la funcionaria Mariana Lilian Ayres Piriz, dentro del período de provisoriato, incumplió el deber funcional de asistencia y puntualidad.
    II) Que el referenciado deber es aquel por el cual “el funcionario tiene el deber de dedicarse a la función conforme al art 59 de la Constitución, cuyo primer aspecto es el deber de asistencia diaria y puntual a su lugar de trabajo pudiendo ser sancionado en caso de incumplimiento” (Ruben Correa Freitas y Cristina Vazquez, Manual del Derecho de la Función Pública, pág 219, FCU).
    III) En cuanto a la normativa Universitaria aplicable al caso, el Estatuto de Funcionarios No Docentes, aprobada por Resolución Nº 4 del C.D.C de fecha 13/02/01, publicada en el Diario Oficial el 1/03/2001 prevé en su articulo 7 que “...todos los funcionarios tienen el deber de asistir a desempeñar sus tareas con puntualidad en los lugares y horarios que se les haya fijado, de conformidad con las ordenanzas y reglamentaciones, pertinentes, y a lo dispuesto en los artículos 21 a 23 del presente Estatuto...”.
    IV) La Ordenanza de Asistencia del Personal No Docente, aprobada por Resolución Nº 57 dictada por el C.D.C el 31/10/88, publicada en el Diario Oficial el 1/12/88 y sus ulteriores modificaciones, en su artículo 6º preceptúa: “Toda falta al servicio con o sin aviso estará sujeta al descuento correspondiente al período de inasistencias. Sin perjuicio de ello, cuando las faltas sean abusivas, el funcionario podrá ser sancionado en concordancia con la gravedad de su omisión.”
    V) Que la funcionaria se encuentra dentro del período de provisoriato establecido en el Art. 5 del Estatuto de los Funcionarios No Docentes de la Universidad de la República, el cual dispone: “Los funcionarios que ingresen a la Universidad, cualquiera fuere la naturaleza del vínculo, serán designados provisoriamente, pudiendo ser separados por decreto fundado, dentro del plazo de seis meses contados a partir de la toma de posesión, por la autoridad que los nombró. Transcurrido el plazo del inciso anterior, el funcionario adquiere ipso jure, derecho al desempeño interino o efectivo del cargo, quedando amparado por el presente estatuto”.
    VI) Que a nivel doctrinario, el Dr. Augusto Durán Martínez sobre el provisoriato nos dice que “El Provisoriato es un período en el cual la Administración, sin desconocer el derecho de defensa consagrado en el art 66 de la Constitución, puede dejar sin efecto el acto de designación por algún motivo valido, sin tener por qué acudir a los procedimientos o invocar los motivos exigidos para decretar la desinvestidura de un funcionario estable. Vencido el plazo sin que la Administración haya dejado sin efecto la designación, el funcionario adquiere estabilidad” (Augusto Durán Martínez, “El Provisoriato de los Funcionarios Públicos”, pág 163-164 del libro Estudios de Derecho Administrativo tomo II
    ATENTO: A lo preceptuado en los artículos 59 y 204 de la Constitución de la República y en lo dispuesto en los artículos 5, 7, 8 y concordantes del Estatuto de Funcionarios No Docentes (Res Nº 4 dictada por el CDC, de fecha 13/02/01, publicada en el Diario Oficial el 1/3/01 y modificativas posteriores); a la a Ordenanza de Asistencia del Personal No Docente, aprobada por Resolución Nº 57 dictada por el C.D.C el 31/10/88, publicada en el Diario Oficial el 1/12/88;
    al artículo 1 de la de la Ordenanza sobre Delegación de Atribuciones en Autoridades del Hospital de Clínicas (aprobada por Resolución Nº 6 de C.D.C. de 29/10/1998, publicada en el Diario Oficial el 24/11/1998); a la Ordenanza del Hospital de Clínicas (Res. Nº 5 de C.D.C. de 13/X/2015 - Dist. 1116/15 - D.O. 12/XI/2015) y lo dispuesto en su artículo 12 numeral 7) en cuanto a la competencia de Dirección para dictar resoluciones de urgencia, contemplando el receso de Comisión Directiva; y a lo informado por Asesoría Letrada.
    EL DIRECTOR GENERAL DEL HOSPITAL DE CLÍNICAS, en virtud de todo lo explicitado resuelve:
    1.- Separar del cargo a Mariana Lilian Ayres Piriz, C.I 1.947.200-4, Especialista Superior III – Auxiliar de Enfermería, Escalafón y Subescalafón D.3.14, Grado 7, 36hs, Cargo Nº13335, quien se encuentra dentro del período de provisoriato.
    2.- Una vez adoptada la resolución, se notifique personalmente.
    3.- Dar oportunamente cuenta a la Comisión Directiva, por tratarse de una resolución de urgencia al amparo del artículo 12 numeral 7) de la Ordenanza del Hospital de Clínicas.

    La Comisión Directiva del Hospital de Clínicas resuelve:
    Tomar conocimiento y aprobar lo resuelto por la Dirección del Hospital de Clínicas en fecha 13/01/2022, en ejercicio de atribuciones delegadas.
(5 en 5)